19 de noviembre de 2012

La relación Gato-Humano

Emma Ai
Nosotros tratamos a nuestras felinas mascotas como si fueran personas y ellos nos tratan como si fuéramos gatos. El gato tiene el tamaño y comportamiento adecuados para ser una compañía diferente para nosotros, por lo cual es tratado como si fuera uno de nosotros.

La estructura social del gato no es básicamente jerárquica y no suele vivir en grupos o manadas, por lo cual nuestra relación con los gatos es en gran medida más "igualitaria". En su estructura social, el gato no tiene necesidad de mostrar un comportamiento "pacificador" con el jefe de la manada.

De cualquier manera, hay una gran cantidad de roles en nuestra relación con los felinos caseros, ya que en algunas ocasiones ellos se comportan como gatos adultos, otras veces como jovenzuelos juguetones.

Los gatos que viven con nosotros desde pequeños, normalmente son más afectuosos con nosotros que con otros gatos. Al parecer, actúan así porque somos lo bastante parecidos a ellos para recordarles el comportamiento juvenil de un gato, pero no lo somos tanto como para provocar que se pongan en guardia o compitan con nosotros.

Además, al colocar al gato en nuestro regazo, sentirá un agradable calorcillo y un contacto similar al que recibió de su madre cuando era un bebé. Cuando lo acariciamos, el tamaño de nuestras manos puede compararse al de la lengua de su madre cuando lo lamía para limpiarlo y el movimiento que realizamos al acariciarlo también les recuerda que una lengua lo acaricia en un acto de cariño, por eso mismo también ronronea.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Please enable / Bitte aktiviere JavaScript!
Veuillez activer / Por favor activa el Javascript!