10 de julio de 2013

La importancia del consumo de agua

Photo credit: cohdra from morguefile.com
Los gatos se adaptan con facilidad a condiciones donde el vital líquido es escaso, lo que aparentemente fue heredado de sus ancestros, los felinos del desierto, ya que estos últimos tenían que adaptarse a las condiciones favorables de sequía. No obstante, esta adaptación no es del todo benéfica. Cuando se le proporciona al gato croquetas, su capacidad compensatoria mediante el consumo voluntario de agua es menos precisa y rápida que en los perros, es decir, toman la misma cantidad de agua que si el alimento tuviera cierto contenido húmedo, como serían las latas.

En forma similar, su respuesta de "sed" para poder hidratarse cuando se incrementa la temperatura ambiental, es menos efectiva que en los perros, lo que puede favorecer la aparición de ciertos problemas urinarios, como la formación de cristales o piedras (cálculos), ya que la orina será más concentrada cuando no existe un adecuado consumo de agua. Es por eso que son más recomendables las dietas húmedas que las secas.

También existen otros factores para que se desarrollen esos problemas urinarios, como la cantidad de minerales que contenga el alimento o el grado de acidez (pH) que tenga la orina, o la predisposición individual que pueda tener la mascota para este tipo de padecimiento.

Además, el gato tiende a consumir la misma cantidad de un alimento húmedo que de uno seco. Si se toma en cuenta que el alimento seco tiene mayor concentración de calorías que el húmedo, la alimentación con un pobre contenido de agua será uno de los factores que favorezcan la obesidad.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Please enable / Bitte aktiviere JavaScript!
Veuillez activer / Por favor activa el Javascript!